Reto: 5 líneas – Mayo 2016


(Este reto consiste
en escribir, cada mes, un relato de 5 líneas que incluya las tres palabras
propuestas. Pincha aquí para saber más.)
Mayo:
Poeta, escucha y
perfume.
Creía que te amaba y quería ser poeta
para capturar tu perfume en una frase. Creía que eras todo lo que necesitaba en
mi vida y quería ser escritor para novelar tus días. Creía que nuestra relación
sería la mayor historia de amor jamás contada y quería ser yo quien la narrara.
Pero no puedo seguir ignorando a mi corazón. Escucha, sé que esto no es lo que
esperabas. Y créeme, yo tampoco. Hoy sé que no te amo a ti, amo las palabras.
Por Adella Brac.
Alberto escucha, en la
radio local, que todos los días sintoniza en su coche, que su amigo, el Poeta
del Pueblo, como lo llaman todos, ha fallecido repentinamente. De pronto,
siente un dolor fuerte y agudo en el pecho y piensa que ya nadie volverá a traerle
el perfume del campo, ni el sonido del aire, con palabras tan bellas y tan
tristes como las suyas, las que ahora quedarán sepultadas, para siempre, en un
cuerpo inerte.
Por María José Viz.

–Escucha el
sonido del silencio… –me susurró dulcemente.
Estábamos tumbados sobre la
hierba, bajo el tibio sol de primavera. El roce de su brazo desnudo sobre el
mío, me provocaba un torbellino de sensaciones incontrolables. Mi exaltada
respiración inhalaba el embriagador perfume
de las flores silvestres y mis ojos permanecían cerrados mientras su
voz me recitaba versos al oído, cual poeta
cautivador.
Por Lidia Castro, del blog Mis historias y otros devaneos
Aún siente en sus labios el sabor de su
perfume, se estira en la cama y escucha el silencio que envuelve todo tras su
partida. Es amante fiel pero también esquiva. Él alarga sus brazos tratando de
aprisionarla, pero mientras más intenso es su anhelo más elusiva se le muestra
la condenada. Musa de mil y de un solo poeta. Lo atrae, lo envuelve y con el
brillo de la mañana se va, dejando su esencia impregnada en el fondo de su
alma.
Por José Torma, del blog Cuentos, historias y otras locuras.
La gente le sonríe
aunque saben que no puede verles. Decían que era todo lo excéntrica que puede
ser un poeta, que siempre estaba a la escucha por si una nueva musa le
susurraba. Sin embargo, sus pasos los guiaba la búsqueda de un perfume. O de
una venganza bien perfumada, qué más da. Fue divertido esconderse en el
disfraz que le había tejido la pena ajena y decir entre titubeos que alguien la
había atacado. Su supuesto agresor yacía en un charco de sangre a sus pies. Sin
ojos.
Por Chari, del blog Rincón Revuelto.
Es como un poeta
buscando palabras escondidas en mi cuerpo que rimen para crear versos. Versos,
que rima con besos, y me roba uno. Inspira el perfume de mi cabello suelto que
se cae por mi espalda, lo aparta y me acaricia. Continuamos así durante varios
minutos, como en un ritual de pasión, y esos momentos del día se convierten en
mis preferidos, en los que no se escucha nada más que nuestras respiraciones
agitadas.
Por Edith T. Stone, del
blog Lo que Tahis anda escribiendo.
Hay muchas formas de
conocerla: oliendo su perfume quizá sepas qué recuerda de su infancia. Ojeando
sus estanterías a lo mejor descubres cuál es su poeta preferido, si es que le
gusta la poesía. Mírala a los ojos y a las manos cuando tiemblan, y sabrás qué
situaciones la ponen nerviosa. Y si, aún así, tienes dudas, escucha sus
silencios; no hay nada más revelador que todo aquello que le gustaría decir,
pero se calla.
Por Cris Mandarica,
del blog Detrás de la pistola.
Surge la voz del poeta,
susurrando por debajo de esa música desquiciante. “Escucha”, me dice, no una
sino varias veces, y yo presto atención, pero no continúa. Puedo oler el
perfume de sus versos, escritos desde la melancolía con su propia sangre.
“Escucha lo que tus ojos leen”, sentencia.
Por
Lluvia Beltrán, del blog Lluvia Beltrán
Estiro el brazo
buscándote pero soló siento la sábana fría. Te has ido hace tiempo mientras
soñaba contigo. Cierro los ojos y un profundo suspiro rompe el silencio de la
habitación. Anoche disfruté como el poeta goza con las palabras. Pero ahora
todo es distinto. Ya no hay nadie que perfume mi almohada. Ya nadie escucha mis
susurros al oído. Ya nadie rodea mi torso desnudo clavando las yemas de los
dedos en la espalda. Quizá vuelvas para completar mi cama…
Nada puede compararse a
la atrayente voz que escucha; ni el perfume de las flores, ni las más bellas
palabras de un poeta. El canto de la sirena embriaga todos sus sentidos.
Irremediablemente, lo persigue. El timón de su barco queda a merced de sus
manos. Sus manos obedecen a su sugestionada voluntad. Ya está muy cerca de la
hipnótica melodía… La embarcación sucumbe ante las rocas del acantilado.
Por M. A. Álvarez, del blog El blog de M. A. Álvarez
Laura soñó de forma
recurrente con aquel monstruo de terrorífica voz. Pero esa mañana le vio el
rostro en la pantalla apagada de su móvil. Entre risas escarchadas decía ser
poeta, pero era evidente que no traía consigo el perfume de los lirios
invitando a la escucha de los cánticos primaverales. Sólo el hedor a hierro del
gorgoteo de la sangre servida en copa. Sus armas, como su corazón, eran de
hielo. Y apuntaban con precisión hacia ella.
Por Mari Carmen Caballero Álvarez, del blog La buhardilla del encanto.
Como cada agosto,
él le ruega, con cautivadoras palabras de poeta, que lo acompañe hasta su tierra
y recuerde así el perfume de África. Ella lo escucha con dolor, no puede ir,
ambos lo saben. Inválida, por culpa de las balas de un asesino, no resistiría
un viaje tan largo. Jurándole regresar a sus brazos la próxima primavera,
finalmente él se marcha. Todo el pueblo estalla en llanto, como cada agosto,
cuando las cigüeñas se separan.
Por Atalanta, del blog Un libro junto al fuego.
«Las lunas comen
estrellas», dijo el poeta. «Escucha, yo soy una estrella». Esas fueron sus
últimas palabras. Luego se fue, dejando tras él un intenso perfume. Intenté
guardar aquella fragancia en mi memoria, pero acabó
asfixiándome. Anoche, después de varios años, volví a verlo. No me reconoció.
Acaricié su helada mano y pronuncié mi nombre. Él sonrió, pero sus ojos no
parecían verme. Estaban apagados. Y entonces comprendí que sus dos estrellas
habían muerto. 
Por Diana, del blog Con todo mi ser.
La atenta escucha
del perfume del poeta es lo que
me mantiene viva muchas veces: esos versos tan trabajados que me elevan a un
estado superior al mío son una de las cosas que consiguen evadirme de esta
realidad que a veces me aprisiona.
Tú, que te consideras
poeta, que escucha la lluvia y piensa en el cielo llorando, que huele el
perfume de las rosas con espinas y piensa en traición, que mira las nubes
oscuras y piensa en tormenta. Siempre buscando el melancólico sentido de la
vida. ¿Y cuando el tacto de su mano acaricia tu espalda? ¿Y cuando el sabor de
sus labios impregna los tuyos? ¿Cómo puedes no reflejar ese amor en tus versos?
¿Es que no lo sientes?
Por Nahn Nuk.
Me escucha atento mientras
leo y, sin disimulo alguno, aspira mi perfume.
Sé que le importo mucho. No escribe versos pero, cuando me mira, siento
que su mirada es un poema para mí. Viaja en esa nube que compartimos y sé que,
aunque estuviera a mil kilómetros, le notaría tan cerca como ahora está de mi
alma. Leo y calla como si, además de mi olor, quisiera retener mis palabras,
versos que escribió un poeta, quizás tan
enamorado como él lo está de la brisa que nos envuelve. Leo y yo también
le observo.
Por
Aída, del blog Tormentas de tinta
Tras la tumba del poeta
llora un alma en pena. No por lo que ha perdido, sino por lo que nunca pudo
alcanzar. Se escucha su lamento más allá de los cipreses. Las hojas húmedas ya
huelen al perfume que llevó al más allá. Entre sollozos se entiende su súplica:
«dadme amor, mas no el de la carne, dadme el que predicaba este con sus versos,
pues mi cuerpo se cansó de no encontrarlo».
Por Dalayn, del blog Más que veneno.
Sin
maldad que indique el camino correcto, ni verruga que por culpa de la futura
arruga, apunte a la belleza. No hay flores por temor a que marchiten, ni
colores, ni perfume que embriague al poeta. No hay putas, no hay doctores ni
curas, no hay iglesia, no hay anestesia ni sinestesia, no hay sonetos de amor
que culpen al desamor, no hay pintores, ni bocetos. No hay felicidad cuando
piensas. Escucha: «Cuando piensas, ya es tarde, si lo piensas».
Por El recreo, del blog Mi recreo
Aún se escucha en la
radio nuestra canción. Todavía sobrevuela mi cocina el perfume de las flores
que pisabas para subirte a mi ventana. No tendré otra primavera así. No habrá
poeta que escriba nada como lo que tuvimos. Y no es que el hecho de que yo viva
en un quinto piso influya. O que el arbusto trepador alcanzase alturas
increíbles con tu sola presencia. Es que eras el único al que no tenía ganas de
devorarme. Lo siento. Fue delicioso.
Por Cyn, del blog El fantasma en mi tintero.
Cada noche, de
madrugada, bajo al huerto y me siento entre los limoneros. Enciendo un
cigarrillo y me dejo llevar por los sonidos que me rodean. Grillos, mirlos,
viento, mi respiración y las estrellas. El perfume de azahar invade mi cuerpo y
se me agarra dentro. Toda esa música, escena bucólica, es como la voz del poeta
que embelesa con sus versos. Me gusta pensar que es la noche la que nos escucha.
Por Nacho Cuevas, del
blog Falsa moneda
Sentada en la
biblioteca, estaba a la escucha de cualquier sonido por si él llegaba. Aunque
parecía sincero, yo no me fiaba de ningún poeta. Después de todo, desde hace
varios días saber de desapariciones de chicas en la universidad era casi una
rutina. No podía confiar en nadie y menos en el primero que me dedicara unas
palabras bonitas. De repente escuché un crujido y antes de darme la vuelta, el
perfume ya me durmió.
Por Alexandra Val, del blog Los desastres de Alex.
Ya en el Puerto de
Santa María, nos acercamos al mar. Mientras me contaba que allí habían aventado
las cenizas de Alberti, oímos un clamor sobre el vaivén de las olas. −¿Alguien
me escucha? ¡Rescatadme! Quiero, de nuevo, aspirar el perfume de una vara de
alhelíes. Ver brillar mis dorados alamares. Que al poeta que me salve, cien
huríes lo acompañen. ¡Sacadme de estos fondos! ¡Llevadme hacia otras mares!
Por Jesús Garabato.
El poeta hinca su
rodilla y aspira el perfume de la hierba antes de desdoblar un papel en el que,
con mano temblorosa, ha escrito unos versos. Lee al ritmo de su corazón
acelerado pero cuando concluye su lectura, tan solo escucha la respuesta
silenciosa del féretro. Se incorpora y sacude la tierra de su pantalón. Una
noche más, rastreará la oscuridad en busca de sus pupilas rojizas. Al encuentro
con la eternidad.
Por Izaskun Albéniz, del blog Filias’ home.
Escucha al niño que
habita en tu interior, al poeta de tus sueños, de tu imaginación. Escúchale y
déjate llevar… Sentirás el fresco aroma de la inocencia, sentirás el
penetrante perfume de la ilusión, oirás alegres notas musicales, oirás cascadas
de risas que inundarán tu corazón. La magia de la infancia será tu entrañable y
tierna compañera de viaje.
Por Litxu.
A la escucha siempre de
si oía la llegada del cartero y me traía una carta tuya, no sabes la alegría
que me causaba recibirlas. No me cansaba de releerlas, de sentirlas, de oler tu
perfume que quedaba impregnado en las hojas. A través de tus palabras de poeta
hacías que mi corazón viajara junto a tí. Inefables los sentimientos por
intensos y nuevos para mí que no supe ni pude plasmarlos en un papel y así
todas tus cartas quedaron sin responder.
Por Mer, del blog Entre libros y Amigos.  
Su cuerpo no es
perfecto, pero viéndola así, desnuda en su cama, le parece una diosa. Tendido a
su lado la observa mientras duerme, admirando sus curvas y la tersura de su
piel. Siente el calor que desprende y el inconfundible perfume que inunda la estancia
después de hacer el amor. No hay mayor poeta que un hombre enamorado, por eso,
aún creyendo que no lo escucha, se inclina y le susurra al oído. TE AMO. Ella
esboza una sonrisa y duerme feliz.
Por Esther Bosé, del blog Solo contenidos.

¡Anímate a participar! Deja tu relato en los comentarios para que
pueda añadirlo.

68 comments

  1. Diana says:

    Oh, ¿podría apuntarme a este reto? ¿O intentarlo? *_* Me da mucha vergüenza publicar mis textos, pero si me gusta escribir… creo que sería importante intentarlo.

    ¡Y tu relato me ha encantado! :3

    • adellabrac says:

      ¡Hola, Diana! Por supuesto que puedes participar 🙂
      A todos nos da un poco de vergüenza. Creo que no importa si llevas poco tiempo publicando o mucho, ese vértigo en la boca del estómago está ahí cada vez que un nuevo proyecto ve la luz 😀
      Anímate, estás entre amigos 😉
      Un beso.

    • Diana says:

      ¡Ohhhh! Muchísimas gracias. Al final, decidí hacerlo. *__* Sólo que no me aclaro muy bien con las fuentes, lo probé con Times New Roman (x12) y me salía cinco líneas (unos 430 caracteres), pero aquí, en los comentarios, aparece una línea más. Espero que no importe. D:

      Te lo dejo escrito:

      «Las lunas comen estrellas», dijo el poeta. «Escucha, yo soy una estrella». Esas fueron sus últimas palabras. Luego se fue, dejando tras él un intenso perfume. Intenté guardar aquella fragancia en mi memoria, pero acabó asfixiándome. Anoche, después de varios años, volví a verlo. No me reconoció. Acaricié su helada mano y pronuncié mi nombre. Él sonrió, pero sus ojos no parecían verme. Estaban apagados. Y entonces comprendí que sus dos estrellas habían muerto.

      Ah, y también lo publiqué en mi blog (en mi sección "real o irreal", ya que es donde escribo mis textos), pero al final de la entrada mencioné el reto y tu nombre. :3 La entrada: http://todo-mi-ser.blogspot.com.es/2016/05/real-o-irreal-poeta-escucha-y-perfume.html

    • adellabrac says:

      No te preocupes porque aquí se vean más líneas, lo que cuenta es que sean 5 en Times New Roman pto 12 🙂
      Lo acabo de ver en tu blog, ¡perfecto! 😀
      Gracias por pegar el texto aquí de todas formas, a veces tengo problemas al copiar desde otros blogs al mío 🙂
      Sobre el relato, ¿la luna es la poesía? ¿la pasión por las palabras? Porque me encanta esa idea del poeta devorado por su propia pasión 🙂
      Gracias por animarte a participar en el reto. ¡Has hecho un buen trabajo! 🙂
      Un beso.

  2. Meg Raven says:

    Precioso tu relato, muy original. Es bonito este reto aunque no siempre se ande con la inspiración suficiente, ni siquiera para cinco líneas.

    Aquí tienes una nueva seguidora, espero que también te pases por mi blog y así podamos leernos a partir de ahora.
    Un saludo!

    • adellabrac says:

      ¡Bienvenida, Meg! Ahora mismo me paso por tu blog 😉
      Gracias por tus palabras sobre mi relato, a la inspiración a veces hay que seducirla para que venga 🙂
      Saludos.

  3. María José Viz says:

    Alberto escucha, en la radio local, que todos los días sintoniza en su coche, que su amigo, el Poeta del Pueblo, como lo llaman todos, ha fallecido repentinamente. De pronto, siente un dolor fuerte y agudo en el pecho y piensa que ya nadie volverá a traerle el perfume del campo, ni el sonido del aire, con palabras tan bellas y tan tristes como las suyas, las que ahora quedarán sepultadas, para siempre, en un cuerpo inerte.

  4. Atalanta says:

    Muy, muy bonitooooo! Me ha gustado mucho.
    Este mes vuelvo a participar, el mes anterior no pude que ya sabes que estuve hasta arriba. 😉
    A ver que relatos fabricamos este mayo. Ahora que lo pienso, perfume y poeta, e incluso escucha, le quedan perfecto a este mes de flores y pájaros 🙂
    Besos!

  5. Mariul says:

    Tu relato es genial Adella, me encanta.
    Aquí dejo el mío. Saludos.

    De joven soñaba con convertirme en un gran poeta, crear mis propios sonetos, recitarlos ante un selecto público. Escuchaba atentamente el columpiar del mar, la apertura de las calas y el susurro que dejaba su perfume al salir del ascensor. Mi inspiración no conocía fronteras y aun así nunca soñé con la dulzura de su rostro porque jamás lo vería.

    • Lídia Castro says:

      Hola Adella! He visto que has puesto ya mi relato, pero te has dejado un fragmento. Se trata de la primera frase, donde aparece la palabra "escucha". Te la escribo aquí para que puedas añadirla. Gracias

      – Escucha el sondio del silencio…-me susurró dulcemente.

    • adellabrac says:

      ¡Qué fallo! Lo siento :_(
      Me ha pasado por ir con prisas… Ya está corregido, muchas gracias por avisar 🙂
      Por cierto, me gusta mucho tu relato, muy sensorial 🙂 Y me ha parecido ingeniosa la manera de insertar la palabra "escucha" en un texto narrado en pasado 😉 ¡Buen trabajo!
      Y gracias también por participar en el reto 😉
      Un saludo.

  6. Chari says:

    ¡Hola Adella!:
    Vuelvo otro mes para apuntarme a este reto. Me encanta tu relato, y como siempre, creo que tus frases finales le dan ese último golpe de efecto a lo que escribes y hace que nos quedemos pensando en que nos contaría esa historia en un relato más largo.
    Yo este mes he estado algo más siniestra jajaja.

    Aquí te lo dejo:

    La gente le sonríe aunque saben que no puede verles. Decían que era todo lo excéntrica que puede ser un poeta, que siempre estaba a la escucha por si una nueva musa le susurraba. Sin embargo, sus pasos los guiaba la búsqueda de un perfume. O de una venganza bien perfumada, qué más da.
    Fue divertido esconderse en el disfraz que le había tejido la pena ajena y decir entre titubeos que alguien la había atacado. Su supuesto agresor yacía en un charco de sangre a sus pies. Sin ojos.

    Gracias por organizar este reto cada mes.
    ¡Besos!

    • adellabrac says:

      Gracias por tus palabras, Chari 🙂
      Sí que te ha salido siniestro, sí xD Pero me gusta, deja volar a la imaginación dando oportunidad al lector de que extienda la historia 🙂 ¡Buen trabajo!
      Gracias por participar en el reto 😉
      Un beso.

    • Edith T. Stone says:

      Es como un poeta buscando palabras escondidas en mi cuerpo que rimen para crear versos. Versos, que rima con besos, y me roba uno. Inspira el perfume de mi cabello suelto que se cae por mi espalda, lo aparta y me acaricia. Continuamos así durante varios minutos, como en un ritual de pasión, y esos momentos del día se convierten en mis preferidos, en los que no se escucha nada más que nuestras respiraciones agitadas.

    • adellabrac says:

      Me alegro de que las palabras te hayan inspirado tanto 🙂
      Me gusta mucho el ritmo que has dado a tu relato, y me encanta esa frase final. Es un texto muy musical, sonoro. He oído esas respiraciones agitadas 😀 ¡Buen trabajo!
      Gracias por participar en el reto 😉
      Un beso.

  7. Cris Mandarica says:

    Este mes te ha salido muy literario Adella, y me encanta. Como mañana aquí es festivo, ya he publicado el mío hoy. Aquí te lo dejo. Biquiños!

    "Hay muchas formas de conocerla: oliendo su perfume quizá sepas qué recuerda de su infancia. Ojeando sus estanterías a lo mejor descubres cuál es su poeta preferido, si es que le gusta la poesía. Mírala a los ojos y a las manos cuando tiemblan, y sabrás qué situaciones la ponen nerviosa. Y si, aún así, tienes dudas, escucha sus silencios; no hay nada más revelador que todo aquello que le gustaría decir, pero se calla."

    • adellabrac says:

      Gracias por tus palabras, Mandi 🙂 Espero que estés disfrutando del festivo.
      Creo que la palabra "perfume" te ha llevado por un camino sensorial, ¿ha sido así? 🙂
      Hay imágenes preciosas; el olor de sus recuerdos, las manos temblando…
      Y me encanta esa frase final, hay muchas revelaciones en cientos silencios 🙂
      ¡Buen trabajo! Gracias por seguir participando en el reto 😉
      Bicos.

  8. Lluvia Beltrán says:

    Muy poético el mes de mayo 😉
    Te dejo mi microrrelato:
    "Surge la voz del poeta, susurrando por debajo de esa música desquiciante. “Escucha”, me dice, no una sino varias veces, y yo presto atención, pero no continúa. Puedo oler el perfume de sus versos, escritos desde la melancolía con su propia sangre. “Escucha lo que tus ojos leen”, sentencia".

    Besos y gracias de nuevo por continuar con el reto.

    • adellabrac says:

      Gracias a vosotros por seguir participando con tanta ilusión 🙂
      Me gusta mucho tu relato, lo encuentro muy potente. Ese escribir desde la melancolía poniendo en ello todo de si mismo… ¡Buen trabajo!
      Un beso 🙂

  9. Txema Alvarez says:

    Estiro el brazo buscándote pero soló siento la sábana fría. Te has ido hace tiempo mientras soñaba contigo. Cierro los ojos y un profundo suspiro rompe el silencio de la habitación. Anoche disfruté como el poeta goza con las palabras. Pero ahora todo es distinto. Ya no hay nadie que perfume mi almohada. Ya nadie escucha mis susurros al oído. Ya nadie rodea mi torso desnudo clavando las yemas de los dedos en la espalda. Quizá vuelvas para completar mi cama…

    • adellabrac says:

      Me gusta el tono de tu relato. Y me encanta que hayas utilizado la palabra "perfume" como presente subjuntivo del verbo perfumar en lugar del, más obvio, sustantivo. De momento eres el único que lo ha hecho, ¡buen trabajo! 🙂
      Gracias por participar en el reto 😉
      Besos.

  10. M.A. Álvarez says:

    ¡Hola! Me ha gustado mucho cómo has utilizado la palabra "escucha". De repente rompe con lo que decía para mostrar otra idea, y al ponerlo así es como que marca muy bien el inicio del giro.
    Dejo mi microrrelato:

    Nada puede compararse a la atrayente voz que escucha; ni el perfume de las flores, ni las más bellas palabras de un poeta. El canto de la sirena embriaga todos sus sentidos. Irremediablemente, lo persigue. El timón de su barco queda a merced de sus manos. Sus manos obedecen a su sugestionada voluntad. Ya está muy cerca de la hipnótica melodía… La embarcación sucumbe ante las rocas del acantilado.

    Un abrazo 🙂

    • adellabrac says:

      Gracias por tus palabras sobre mi relato 🙂
      A mi me gusta mucho el tuyo porque se enlaza con el mito creando multitud de ideas e imágenes en mi cabeza 🙂 ¡Buen trabajo!
      Gracias por participar en el reto 😉
      Un abrazo.

  11. Eduardo Jiménez Caballero , Mari Carmen Caballero Àlvarez says:

    ¡Ay! Qué bueno. “Capturar tu perfume en una frase”, me encanta, Adella. Y qué decir de la frase que cierra el relato. El amor a las palabras se antepone a las formas que tenemos preconcebidas de este. Un trabajo de los que me gustan. Y mucho. Saludos.

    Te dejo mi escrito, macabra y con deseo de terror me pilló la cosa.

    Laura soñó de forma recurrente con aquel monstruo de terrorífica voz. Pero esa mañana le vio el rostro en la pantalla apagada de su móvil. Entre risas escarchadas decía ser poeta, pero era evidente que no traía consigo el perfume de los lirios invitando a la escucha de los cánticos primaverales. Sólo el hedor a hierro del gorgoteo de la sangre servida en copa. Sus armas, como su corazón, eran de hielo. Y apuntaban con precisión hacia ella.

    Mari Carmen C.

    http://labuhardilladelencanto.blogspot.com.es/

    • adellabrac says:

      Gracias por tu comentario sobre mi relato. Creo que el amor a las palabras es algo que compartimos muchos de los que participamos en este reto 🙂
      Macabro, pero genial. Te aseguro que he olido el hedor a hierro de la sangre… ¡Buen trabajo! 🙂
      Una vez más, gracias por participar en el reto 😉
      Un abrazo.

  12. Nahn Nuk says:

    No podía dejar pasar esta nueva oportunidad de participar en el siempre estimulante reto de Adella. Tan sólo comentar que he tenido que bajar una aplicación para el móvil de word, asi que espero no haber escrito más caracteres de los permitidos. Mil disculpas si es así. Me disculpo también por la ausencia de los caracteres de apertura de interrogación, que en el teclado del móvil brillan por su ausencia 🙁
    Nunca pongo título, pero en esta ocasión podríamos titularlo "cinco sentidos":

    Tú, que te consideras poeta, que escucha la lluvia y piensa en el cielo llorando, que huele el perfume de las rosas con espinas y piensa en traición, que mira las nubes oscuras y piensa en tormenta. Siempre buscando el melancólico sentido de la vida. Y cuando el tacto de su mano acaricia tu espalda? Y cuando el sabor de sus labios impregna los tuyos? Cómo puedes no reflejar ese amor en tus versos? Es que no lo sientes?

    • adellabrac says:

      ¡Está perfecto! 🙂 Añadidos los signos de apertura de interrogación. Gracias por tomarte tantas molestias para participar en el reto 🙂
      Me gusta esa idea de que el poeta (escritor al fin y al cabo), ve una historia en cada imagen 🙂
      Muy bien representados esos cinco sentidos, ¡buen trabajo! 😉
      Beso grande.

  13. Dalayn says:

    Me ha encantado tu relato, Adella 🙂 A veces es difícil huir de la llamada de las palabras y todas las cosas que queremos contar ^^

    Os dejo con el mío de este mes ^^

    Tras la tumba del poeta llora un alma en pena. No por lo que ha perdido, sino por lo que nunca pudo alcanzar. Se escucha su lamento más allá de los cipreses. Las hojas húmedas ya huelen al perfume que llevó al más allá. Entre sollozos se entiende su súplica: «dadme amor, mas no el de la carne, dadme el que predicaba este con sus versos, pues mi cuerpo se cansó de no encontrarlo».

    • adellabrac says:

      ¡Gracias por tus palabras! 🙂
      Y gracias por tu relato, has dibujado una escena muy vívida. Me gusta esa idea del lamento por lo nunca alcanzado 🙂 ¡Buen trabajo!
      Un beso.

  14. El Recreo says:

    https://elrecreoderafa.wordpress.com/2016/05/15/en-el-pais-donde-no-habita-la-tristeza/
    No me digas porqué, pero este mes he hecho el reto del mes de este año y del 2014… no puedo ser más despitado… o sí.
    En el país donde no habita la tristeza
    Sin maldad que indique el camino correcto, ni verruga que por culpa de la futura arruga, apunte a la belleza. No hay flores por temor a que marchiten, ni colores, ni perfume que embriague al poeta. No hay putas, no hay doctores ni curas, no hay iglesia, no hay anestesia ni sinestesia, no hay sonetos de amor que culpen al desamor, no hay pintores, ni bocetos. No hay felicidad cuando piensas. Escucha: «Cuando piensas, ya es tarde, si lo piensas».

    • adellabrac says:

      xD ¡No lo había visto! Ahora actualizo la entrada 🙂
      Me encanta el ritmo que has impuesto a tu relato y el mensaje que lanzas. ¿Como entender la felicidad sin conocer la desdicha?
      ¡Buen trabajo! 😀
      ¡Gracias por participar en el reto! 🙂

  15. Cyn says:

    Buenas, paso a dejar mis cinco líneas de este mes. Confieso que no sé porqué me acordé de la película El perfume xD

    Aún se escucha en la radio nuestra canción. Todavía sobrevuela mi cocina el perfume de las flores que pisabas para subirte a mi ventana. No tendré otra primavera así. No habrá poeta que escriba nada como lo que tuvimos. Y no es que el hecho de que yo viva en un quinto piso influya. O que el arbusto trepador alcanzase alturas increíbles con tu sola presencia. Es que eras el único al que no tenía ganas de devorarme. Lo siento. Fue delicioso.

    http://elfantasmaenmitintero.blogspot.com.ar/2016/05/provecho-reto-cinco-lineas-mayo.html

    ¡Besos!

    • adellabrac says:

      No estoy segura de haber visto la película… Sí leí el libro hace años y me impactó.
      Me encanta tu relato, creo que no le falta ni sobra nada. Lo "sobrevuela" la magia de tu forma de narrar 🙂
      ¡Buen trabajo! Gracias por participar en el reto 😉
      Besos.

  16. Nacho Cuevas says:

    Hola Adella, aquí va mi aportación de este mes.

    Cada noche, de madrugada, bajo al huerto y me siento entre los limoneros. Enciendo un cigarrillo y me dejo llevar por los sonidos que me rodean. Grillos, mirlos, viento, mi respiración y las estrellas. El perfume de azahar invade mi cuerpo y se me agarra dentro. Toda esa música, escena bucólica, es como la voz del poeta que embelesa con sus versos. Me gusta pensar que es la noche la que nos escucha.

    Espero que te guste.

    Nacho Cuevas
    http://falsamoneda.wordpress.com

  17. Alexandra Val says:

    Hola Adella 🙂 Aquí te dejo mi aportación al reto de este mes

    Sentada en la biblioteca, estaba a la escucha de cualquier sonido por si él llegaba. Aunque parecía sincero, yo no me fiaba de ningún poeta. Después de todo, desde hace varios días saber de desapariciones de chicas en la universidad era casi una rutina. No podía confiar en nadie y menos en el primero que me dedicara unas palabras bonitas. De repente escuché un crujido y antes de darme la vuelta, el perfume ya me durmió.

    Muchas gracias por el reto, me ha motivado a seguir escribiendo 🙂

    Alexandra Valera
    https://alexandravalera.wordpress.com

    • adellabrac says:

      Me alegra mucho que el reto te haya motivado a escribir 😀
      He visto las dos opciones en tu blog y a mí también me gustaba más este 🙂
      No se puede uno fiar de los poetas… xD
      Un beso.

  18. Jesús Garabato says:

    Ya en el Puerto de Santa María, nos acercamos al mar. Mientras me contaba que allí habían aventado las cenizas de Alberti, oímos un clamor sobre el vaivén de las olas. −¿Alguien me escucha? ¡Rescatadme! Quiero, de nuevo, aspirar el perfume de una vara de alhelíes. Ver brillar mis dorados alamares. Que al poeta que me salve, cien huríes lo acompañen. ¡Sacadme de estos fondos! ¡Llevadme hacia otras mares!

    • adellabrac says:

      "Sacadme de estos fondos, llevadme hacia otras mares" Hermosas palabras 🙂
      ¡Gracias por participar en el reto, Jesús! Espero seguir contando contigo 😀
      Un saludo.

  19. Izaskun Albéniz says:

    Hola Adella, aquí va mi propuesta para este mes. Mañana la subiré al blog.
    Besitos.

    Eternidad.
    El poeta hinca su rodilla y aspira el perfume de la hierba antes de desdoblar un papel en el que, con mano temblorosa, ha escrito unos versos. Lee al ritmo de su corazón acelerado pero cuando concluye su lectura, tan solo escucha la respuesta silenciosa del féretro. Se incorpora y sacude la tierra de su pantalón. Una noche más, rastreará la oscuridad en busca de sus pupilas rojizas. Al encuentro con la eternidad.

  20. Litxu says:

    Hola Adella me ha encantado tu relato tan lírico y romántico!!! El giro que has dado al final, además de sorprenderme, me ha cautivado…
    Aquí te dejo el mío:

    Escucha al niño que habita en tu interior, al poeta de tus sueños ,de tu imaginación. Escuchale y déjate llevar…Sentirás el fresco aroma de la inocencia, sentirás el penetrante perfume de la ilusión, oirás alegres notas musicales, oirás cascadas de risas que inundarán tu corazón. La magia de la infancia será tu entrañable y tierna compañera de viaje.

    • adellabrac says:

      ¡Gracias por tus palabras! Creo que ese "poeta" nos ha llevado a muchos por el camino de la lírica 🙂
      Me encanta el mensaje de tu relato; escucha al niño que habita en tu interior y oirás, y sentirás 🙂 ¡Buen trabajo!
      Gracias por participar en el reto 😉
      Un beso.

  21. Mer mer says:

    Llego por los pelos Adella…Menudos relatos tan preciosos este mes, serán las palabras que has elegido que inspiran mucho, la verdad que todos me han encantado. Aquí te traigo el mío guapa:

    A la escucha siempre de si oía la llegada del cartero y me traía una carta tuya, no sabes la alegría que me causaba recibirlas. No me cansaba de releerlas, de sentirlas, de oler tu perfume que quedaba impregnado en las hojas. A través de tus palabras de poeta hacías que mi corazón viajara junto a tí. Inefables los sentimientos por intensos y nuevos para mí que no supe ni pude plasmarlos en un papel y así todas tus cartas quedaron sin responder.

    • adellabrac says:

      ¡Llegas a tiempo! Ya ves que yo también voy contestando tarde este mes 😀
      Sí que parece que la palabra "poeta" ha sido inspiradora 🙂
      Me gusta mucho esa conclusión de tu relato: por no saber qué contestar, te dejé sin respuesta. ¡Buen trabajo! 🙂
      Gracias por participar en el reto 😉
      Besos.

    • adellabrac says:

      Tranquila, llegas a tiempo 🙂
      Se respira algo muy bonito este mes, creo que ese "poeta" nos ha llevado a todos por el camino de la lírica 🙂
      Ahora mismo me voy a leerlo a tu blog. Nos "vemos" mañana 😉
      Una vez más, gracias por participar en el reto 😉
      Un beso.

  22. Mahalta says:

    ¡Hola Adella!
    No conocía tu blog y he dado con él por casualidad, gracias a otra bloggera. Me quedo por aquí desde ya. Además me gustaría participar en esta iniciativa, me parece una idea genial! ^^ Tengo q hacer algo concreto o te nombro cuando haga una entrada y ya está? Gracias!

    ¡Un abrazo!

    • adellabrac says:

      ¡Hola, bienvenida! 😀
      Tienes que pegar el relato en un comentario en la entrada del mes en curso (ahora estamos ya haciendo el de junio). Si me dejas también el enlace a tu blog, mejor 🙂
      ¡Gracias por interesarte por el reto! 😉

  23. Ely Grados says:

    ¡¡Hola Adella!! -que genial apellido, es justo el mismo que mi adorado Maverick Brac- ¡ejem! Acabo de dar con tu blog porque visité a una que estaba haciendo este reto ¡y me ha encantado! y me encantaría participar si no hay inconveniente. Voy a revisar la lista y según veo tengo que colocar el relato en la entrada del mes que corresponda las palabras y en mi Pensadero.
    Cariños y nos estamos leyendo <3

    • adellabrac says:

      ¡Bienvenida! 😀
      Efectivamente, para participar en el reto 5 líneas solo tienes que pegar tu relato en la entrada correspondiente. Si me dejas además el enlace a tu blog, perfecto 🙂
      No sé quien es ese tal Maverick Brac… Voy a investigar 😉
      ¡Besos!

¿Quieres comentar algo?