Google PlusFacebookTwitter

Reto: 5 líneas – Octubre 2014

By on 1 Oct 2014 in reto 5 líneas | 44 comments

Share On GoogleShare On FacebookShare On Twitter
(Este reto consiste
en escribir, cada mes, un relato de 5 líneas que incluya las tres palabras propuestas.
Pincha aquí para saber más.)
Octubre:
Alma, empezó y chico.
  
Empezó
como un leve escalofrío en la nuca que fue descendiendo con rapidez por la
columna vertebral. Soltó el amuleto al instante, aunque el daño ya estaba
hecho. La sensación se expandió hasta convertirse en un dolor apenas
soportable. Quiso gritar, pero su garganta se había cerrado. Sintió que le
arrebataban su alma de un tirón, convirtiéndolo en una marioneta. El chico
tenía razón, la magia existe. Nunca debió jugar con ella. 
Por Adella Brac.
—¿Y
qué es el alma mamá? —empezó a preguntar el pequeño Santiago— ¿Se puede comer?
—El
alma es, eh, eh; el alma es. ¿Y tú de dónde sacaste eso? —respondió ella, y
añadió—: tú estás muy chico para entender ciertas cosas.
—El
problema es que no puedo responder algo que ni yo misma sé –se dijo en voz
baja— Anda, ponte los zapatos y vamos al parque a jugar un rato.
Por Kelly J. Hernández, del blog Kelly J. Hernández.
Me
parte el alma ver que empezó tan chico. Las llegadas tarde sin explicación; la
falta de respeto a sus padres. El cambio de actitud con los amigos, conmigo.
Primero me ofreció un cigarro que rechacé, alcohol y finalmente las pastillas.
Intenté hacerle ver el error en sus elecciones, pero solo conseguí alejarlo. Y
ahora lo veo, paseando con sus armas y camionetas, mostrando dinero e
influencias. Le quedan cinco minutos de vida. El comando contrario se acerca.
Por José Torma, del blog Cuentos, historias y otras locuras.
Todo
empezó cuando era apenas un chico, la vio sentada en un banco, vestida como la
mayoría de las chicas de su edad, una remera con la cara de un cantante famoso
y un jean gastado. Su mirada era huidiza e inocente y solo bastó un segundo
para darse cuenta de que era ella… hablaron sin mover los labios, se tocaron
sin mover un solo músculo de su cuerpo y se descubrieron enteros a través de
una franca sonrisa. En ese momento siendo apenas un chico descubrió a su alma
gemela…
Walter
Voboril, del blog Cortes y retazos.
El
día menos pensado el chico del noveno piso se caerá por la ventana, siempre
está mirando las nubes y jamás piensa en el verdadero riesgo que conlleva
quedarse sentado en la repisa.
El
día menos pensado me subiré a una de esas nubes y saltaré de una en una como si
fueran camas elásticas.
Y
así fue como su alma empezó a sentir la curiosidad de volver al lugar donde su
felicidad era más grande que el cielo.
David Orell, del blog Kassius9.
Empezó
por abrir el paquete antes de firmar el recibí al chico de la empresa
paquetería, pero se detuvo a medio camino pensando que aceptar regalos de
desconocidos no estaba bien, así que le dijo que se lo llevara de vuelta. Era
coherente con sus principios y eso fue lo que la salvó de que su alma se fuese
al diablo con aquella caja bomba. Estaba claro que mejor ser precavida, pues la
curiosidad siempre acababa matando al gato.
Por Cris Mandarica, del blog Detrás de la pistola
Y empezó a pensar que si no tenía alma ¿cómo viviría? Que si
no estaba vivo ¿cómo se volvería adulto? Que entonces sería un chico para
siempre… que no tenía nada más que hacer que seguir como estaba, frío como
cascarón vacío. Sería un chico para siempre, porque solo los que viven se
vuelven adultos y sin alma no hay quien viva, así que se encontró con todo
resuelto, excepto porque sí tenía alma, solo que ignoraba su existencia de
manera inconscientemente deliberada.
Por Francisco José, del blog Kangelu
Todo empezó cuando vio a aquel chico por primera vez. Se lo describieron como el
hombre perfecto: tan inteligente, tan simpático, tan guapo, tan atento… Se lo
presentaron, se gustaron y se enamoraron. Pero ella no sabía que ése sería el
hombre que le rompería el alma una noche
de invierno al llegar a casa.
Por E AG, del blog El rincón literario de Thor y Kira.

Todo
empezó de la manera habitual: cumplir un deseo a cambio de su alma. No había
muchas variaciones en los negocios entre hombres y demonios; siempre eran los
mismos, pero con distintos nombres. La única interrogante era para qué quería
su alma un ente capaz de garantizar cualquier deseo. ¿Prepararía un banquete
con ella? ¿Sería para formar un ejército o por el placer del coleccionista? Lo
supo en el Inframundo, que era más chico de lo que le había contado el demonio.
Por Cel Red, del blog Bitácora del viajero que espera.
Dicen
que la sombra es nuestra alma que quiere escaparse y que si no fuera porque la
pisamos constantemente lo lograría. Por eso, cuando aquel chico sin sombra
apareció, la noticia y los rumores recorrieron todo el pueblo. El pánico empezó
a media tarde y siendo noche cerrada fueron a buscarlo. Fue una sorpresa para
todos descubrir que realmente sí tenía sombra, pero que era una sombra de luz,
como si el día surgiese de sus pies.
Por Nah Nnuk.
El
verdadero problema de Fausto era la crisis de los cuarenta.
Al
mirar hacia atrás, con todo el éxito que había alcanzado en lo personal y lo
profesional, el abogado empezó a sentirse un fracasado porque no había cumplido
ninguno de sus sueños de chico: ser astronauta, bombero, piloto de avión… No
pudo soportarlo; tomó una tiza y dibujó un pentagrama en el piso, dispuesto a
vender su alma.
Por
Denise, del blog Primera naturaleza
La
Fuente de piedra era el punto de encuentro. El vestido azul seguía mojado;
chico, qué neura. Casi las seis de la tarde y la ropa sin planchar. Mi alma
diera al diablo por una secadora. El
vaquero, la camiseta con mi nombre y el pelo en cola de caballo resolvieron la
situación. Empezó a chispear un poco; un sol de chiribita al minuto. Tirito en
caliente; ardo en frío. Y en la Plaza, junto a la Fuente de piedra algo pasó.
Por Mari Carmen Caballero Álvarez, del blog La buhardilla del encanto.
La
gota empezó a derramarse por el escuálido cuerpo de aquel chico. Recorrió la
frente, la nariz, la boca, y finalmente se estrelló contra la hoja en blanco.
La hoja permaneció ahí, inmutable, sosegada, negada a escribirse por sí misma.
En el momento en el que —del aburrimiento— la gota y la hoja comenzaron a
hablar animadamente, él se dio cuenta de la aterradora verdad. Haberle vendido
el alma al demonio le iba a permitir aprobar ese absurdo examen final, ¿pero
cómo salir del abrasador horno después? 
Por Luciano Sivori, del blog Viajar leyendo.





¡Anímate
a participar! Deja tu relato en los comentarios para que pueda añadirlo.




44 Comments

  1. Cris Mandarica

    1 octubre, 2014

    Post a Reply

    Me ha gustado mucho! Oye, y cómo haces para escoger las palabras con las que jugamos cada mes? (simple curiosidad). Me voy ahora mismo a hacer mi texto y viernes me paso de nuevo por aquí cuando publique mi entrada. Biquiños!

    • adellabrac

      1 octubre, 2014

      Post a Reply

      Hola Cris 🙂
      Es bueno tener curiosidad. 🙂 Cojo cualquier libro que tenga a mano (normalmente el que esté leyendo en ese momento), lo abro por una página al azar y anoto la primera palabra de la primera línea (descartando los artículos).
      Repito dos veces y ¡ya tengo la combinación ganadora! 😀
      Estoy deseando leer tu relato 🙂
      Gracias por la visita 😉
      Bicos.

  2. kellyjhernandez

    1 octubre, 2014

    Post a Reply

    Acá está mi participación de este mes

    —¿Y qué es el alma mamá? —empezó a preguntar el pequeño Santiago— ¿Se puede comer?

    —El alma es, eh, eh; el alma es. ¿Y tú de dónde sacaste eso? —respondió ella, y añadió—: tú estás muy chico para entender ciertas cosas.

    —El problema es que no puedo responder algo que ni yo misma sé –se dijo en voz baja— Anda, ponte los zapatos y vamos al parque a jugar un rato.

    • adellabrac

      2 octubre, 2014

      Post a Reply

      Quizá sea bueno que algunas preguntas no tengan respuesta 🙂
      ¡Buen relato, Kelly! 🙂
      Gracias por participar 😉
      Un beso.

  3. Ahi esta, me gusta porque no hay reglas… puede uno intentar mil cosas diferentes y con suerte tendra sentido.

    Saludos

    José Torma

    Me parte el alma ver que empezó tan chico. Las llegadas tarde sin explicación; la falta de respeto a sus padres. El cambio de actitud con los amigos, conmigo. Primero me ofreció un cigarro que rechacé, alcohol y finalmente las pastillas. Intenté hacerle ver el error en sus elecciones, pero solo conseguí alejarlo. Y ahora lo veo, paseando con sus armas y camionetas, mostrando dinero e influencias. Le quedan cinco minutos de vida. El comando contrario se acerca.

    • adellabrac

      2 octubre, 2014

      Post a Reply

      ¡Has metido las tres palabras en la primera línea! 😀
      Por cierto, me gusta que te guste el reto 😉 Creo que lo bonito aquí, es ver como se pueden construir muchos relatos diferentes partiendo de tres palabras comunes.
      Gracias por participar 😉
      Un beso.

    • jaja si lo hice y fue planeado jaja la frase me vino a la mente en el momento que vi las palabras jeje por eso tenia mis dudas de a donde llevarlo. 5 lineas es de repente muy poco jaja.

      Saludos

  4. Walter Voboril

    2 octubre, 2014

    Post a Reply

    Todo empezó cuando era apenas un chico, la vió sentada en un banco, vestia, como la mayoría de las chicas de su edad, una remera con la cara de un cantante famoso y un jean gastado. Su mirada era huidiza e inocente y solo bastó un segundo para darse cuenta de que era ella… hablaron sin mover los labios, se tocaron sin mover un solo musculo de su cuerpo y se descubrieron enteros a través de una franca sonrisa. En ese momento siendo apenas un chico descubrió a su alma gemela…

    • adellabrac

      2 octubre, 2014

      Post a Reply

      ¡Bienvenido al reto 5 líneas, Walter! 🙂
      Buen relato, pero te has pasado un poquito, has hecho casi un 6 líneas 🙂 La próxima vez cambia la fuente a Times New Roman, pto 12. Es la manera que tenemos de comprobar que nos ajustamos a ese número de líneas 🙂
      ¡Gracias por participar! 😉
      Un beso.

  5. David Orell

    2 octubre, 2014

    Post a Reply

    Hola Adella!!! Me apunto al reto con mi aportación, espero que cumpla con los requisitos!!! 😀

    El día menos pensado el chico del noveno piso se caerá por la ventana, siempre está mirando las nubes y jamás piensa en el verdadero riesgo que conlleva quedarse sentado en la repisa.
    El día menos pensado me subiré a una de esas nubes y saltaré de una en una como si fueran camas elásticas.
    Y así fue como su alma empezó a sentir la curiosidad de volver al lugar donde su felicidad era más grande que el cielo.

    ¡Un beso!

    • adellabrac

      2 octubre, 2014

      Post a Reply

      ¡Bienvenido David! Un placer tenerte aquí 😉
      Requisitos cumplidos a la perfección, 5 líneas exactas 🙂
      Me ha confundido un poco el cambio de voz, pero me ha encantado la imagen que has creado con las nubes 😉
      Un beso.

  6. Cris Mandarica

    3 octubre, 2014

    Post a Reply

    Por aquí me paso de nuevo para dejar mi texto de este mes:
    "Empezó por abrir el paquete antes de firmar el recibí al chico de la empresa paquetería, pero se detuvo a medio camino pensando que aceptar regalos de desconocidos no estaba bien, así que le dijo que se lo llevara de vuelta. Era coherente con sus principios y eso fue lo que la salvó de que su alma se fuese al diablo con aquella caja bomba. Estaba claro que mejor ser precavida, pues la curiosidad siempre acababa matando al gato."

    Texto que también se puede leer aquí: http://detrasdelapistola.blogspot.com.es/2014/10/reto-5-lineas-1014.html

    Biquiños!

  7. Cristina Stich

    3 octubre, 2014

    Post a Reply

    No había visto esta sección hasta ahora y está muy muy chula!!
    La apunto para pasarla a un par de personas que les puede interesar y seguramente se apuntarían.

    Un beso!

    • adellabrac

      4 octubre, 2014

      Post a Reply

      Sí, ya somos un buen grupo de participantes, ¡me encanta! 😀
      Buen relato, me ha gustado mucho el tono. Pero te ha pasado lo mismo que a Walter, has hecho casi un 6 líneas 🙂 Ajusta un poco más la próxima vez 😉
      ¡Gracias por participar!
      Un beso.

  8. Elilith

    4 octubre, 2014

    Post a Reply

    Hola 🙂 Me encanta esta iniciativa, me parece superbonita e interesante *-* Me han gustado todos los párrafos 🙂
    Besos desde Andrómeda.

  9. Cel Red

    18 octubre, 2014

    Post a Reply

    Los amuletos son diabólicos, todos lo sabemos u.u

    Y aquí mi relato 🙂

    Todo empezó de la manera habitual: cumplir un deseo a cambio de su alma. No había muchas variaciones en los negocios entre hombres y demonios; siempre eran los mismos, pero con distintos nombres. La única interrogante era para qué quería su alma un ente capaz de garantizar cualquier deseo. ¿Prepararía un banquete con ella? ¿Sería para formar un ejército o por el placer del coleccionista? Lo supo en el Inframundo, que era más chico de lo que le había contado el demonio.

    http://viajeroqueespera.blogspot.mx/2014/10/microcuento-sobre-la-utilizacion-de-las.html

    • adellabrac

      19 octubre, 2014

      Post a Reply

      Me gusta esa última frase 🙂
      Pero se te ha ido un poco, has hecho casi un 6 líneas 😀
      Intenta ajustarlo más la próxima vez 😉
      ¡Muchas gracias por participar! 🙂
      Un beso.

  10. Nahn Nuk

    18 octubre, 2014

    Post a Reply

    Esta vez si que se me han hecho cortas las 5 lineas…. 🙂

    Dicen que la sombra es nuestra alma que quiere escaparse y que si no fuera porque la pisamos constantemente lo lograría. Por eso, cuando aquel chico sin sombra apareció, la noticia y los rumores recorrieron todo el pueblo. El pánico empezó a media tarde y siendo noche cerrada fueron a buscarlo. Fué una sorpresa para todos descubrir que realmente sí tenía sombra, pero que era una sombra de luz, como si el día surgiese de sus pies.

  11. Denise

    18 octubre, 2014

    Post a Reply

    Hola, tardé un poco, pero tengo un combo 2×1 XD

    El verdadero problema de Fausto era la crisis de los cuarenta

    Al mirar hacia atrás, con todo el éxito que había alcanzado en lo personal y lo profesional, el abogado empezó a sentirse un fracasado porque no había cumplido ninguno de sus sueños de chico: ser astronauta, bombero, piloto de avión… No pudo soportarlo; tomó una tiza y dibujó un pentagrama en el piso, dispuesto a vender su alma.

    http://primeranaturaleza.blogspot.com.ar/2014/10/el-verdadero-problema-de-fausto-era-la.html

    Mañana publico el otro

    Hay muchos micros muy buenos!

    • adellabrac

      19 octubre, 2014

      Post a Reply

      Somos varios los que hemos optado por personajes que venden almas, curioso 😀
      Muy bueno, Denise, ¡gracias por participar! 😉
      Un beso.

  12. Hola, te dejo el micro tal como me has indicado. Veo que van sin título. La línea del
    nombre y dirección del blog es la sexta, no sé si entrará.

    La Fuente de piedra era el punto de encuentro. El vestido azul seguía mojado; chico, qué neura. Casi las seis de la tarde y la ropa sin planchar. Casi regalo mi alma al diablo
    por una secadora. El vaquero, la camiseta con mi nombre y el pelo en cola de caballo resuelven la situación. Chispea un poco. Un sol de chiribita a los diez minutos. Empiezo
    a tiritar en caliente; ardo en frío. Y en la Plaza, junto a la Fuente de piedra algo pasó.

    Mari Carmen Caballero Álvarez del blog http://labuhardilladelencanto.blogspot.com.es/

  13. Copié por despiste una versión errónea. Discúlpame; te dejo el texto correcto.

    La Fuente de piedra era el punto de encuentro. El vestido azul seguía mojado; chico, qué neura. Casi las seis de la tarde y la ropa sin planchar. Mi alma diera al diablo por
    una secadora. El vaquero, la camiseta con mi nombre y el pelo en cola de caballo resolvieron la situación. Empezó a chispear un poco; un sol de chiribita al minuto. Tirito en caliente; ardo en frío. Y en la Plaza, junto a la Fuente de piedra algo pasó.

    Mari Carmen Caballero Álvarez del blog http://labuhardilladelencanto.blogspot.com.es/

    • adellabrac

      24 octubre, 2014

      Post a Reply

      Me encanta. Muy natural, con un punto de misterio 🙂
      Ya está subido.
      ¡Gracias por participar en el 5 líneas! 😉
      Un beso.

  14. Luciano Sivori

    27 octubre, 2014

    Post a Reply

    Bueno, me terminé copando con la idea y escríbi un micro para el desafío (llegué al blog desde "Primera Naturaleza". Es muy sencillito (lo escribí en cinco minutos) pero creo que cumple con la premisa y nos identifica a todos.

    "El horno"

    La gota empezó a derramarse por el escuálido cuerpo de aquel chico. Recorrió la frente, la nariz, la boca, y finalmente se estrelló contra la hoja en blanco. La hoja permaneció ahí, inmutable, sosegada, negada a escribirse por sí misma. En el momento en el que —del aburrimiento— la gota y la hoja comenzaron a hablar animadamente, él se dio cuenta de la aterradora verdad. Haberle vendido el alma al demonio le iba a permitir aprobar ese absurdo examen final, ¿pero cómo salir del abrasador horno después?

    ¡Espero que guste! Ahora me lo subo al blog.
    ¡Saludos!

    http://www.viajarleyendo451.blogspot.com.ar/

    • adellabrac

      27 octubre, 2014

      Post a Reply

      ¡Bienvenido al reto, Luciano! 🙂
      Me ha gustado el recorrido de esa gota tan reveladora, pero te ha quedado un 6 líneas exacto. Intenta ajustarlo un poco más la próxima vez 😉
      Muchas gracias por participar 🙂
      Un saludo.

¿Quieres comentar algo?

Pin It on Pinterest

A %d blogueros les gusta esto: